Una forma diferente de cocinar huevos





Hoy, en nuestro lunes de dieta, os vamos a enseñar a cocinar los huevos de una forma algo diferente.

Como todos sabemos, pese a los distintos mitos – ya desmentidos – los huevos son un elemento muy importante en nuestra dieta y, con una alimentación sana y saludable, no nos causarán ningún perjuicio de los que se le achacan (colesterol, problemas de riñón,…).

El huevo es una excelente fuente de proteína de alto valor biológico, contiene muchos ácidos grasos esenciales y una cantidad de micronutrientes. Sin embargo, quizás por tedio, nos cansamos de comerlos cocidos o a la plancha, es por esto que hoy os enseñaremos una nueva técnica que, a la vez, pertenece a la cocina tradicional: los huevos escalfados.

Es muy sencillo:

  1. Cogemos un cazo en el que pondremos un 10% de vinagre y el resto de agua y una pizca de sal.
  2. Ponemos el cazo a hervir, cuando llegue a su punto de ebullición, apagamos el fuego y apartamos el cazo.
  3. Cascamos y vertemos el huevo en un cuenco. Meteremos primero este cuenco en el agua de forma que vaya entrando el agua poco a poco.
  4. Una vez cubierto, tapamos y dejamos durante tres minutos.
  5. A continuación, sirviéndonos con una espumadera, lo introducimos en un recipiente con agua fría, lo que evitará que el huevo se siga cocinando y, por tanto, se cuaje la yema.

Como podéis comprobar, esta sencilla forma de cocinar los huevos es más que sana, puesto que no usamos ningún tipo de materia grasa recalentada ni ningún elemento que nos aporte calorías extras. Además, el toque del vinagre proporciona un sabor excelente que permite que el huevo pueda degustarse directamente. Aunque, en las preparaciones más elaboradas – claro –  no es así.





Deja tu comentario!

2 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Adelgazar Kilos