¿Pectorales más fuertes? Fondos a fondo





En nuestra entrada de hoy “Fondos a fondo” os traemos una traducción-reseña de la prestigiosa T NATION con la que, esperamos, podáis conseguir unos pectorales más firmes, más fuertes y, claro, más estéticos.

Muchos de los usuarios de un gimnasio no pueden o a penas se atreven a hacer fondos. Su inexperiencia y la alta exigencia en lo que a equilibrio, fuerza y coordinación se refiere para este ejercicio aparta a muchos principiantes, sin embargo, lo que de verdad nos ayudará a crear más musculo es “intentarlo, intentarlo y volver a intentarlo“, da igual cuantas veces fallemos. Quizás hagamos 2 repeticiones el primer día, pero, os aseguramos que, más rápido de lo que cabría esperar, estaréis haciendo series y series con un pectoral mucho más fibroso, fuerte y definido.

Empezaremos hablando de los fondos en banco, puesto que son un excelente ejercicio de iniciación.
Podemos comenzar apoyando los pies en el suelo e ir colocándolos entrenamiento tras entrenamiento un poco más altos para aumentar la intensidad. Por último, podremos lastrarnos sosteniendo un disco más o menos pesado sobre nuestras piernas.
Es de vital importancia la correcta realización del ejercicio; esto es, pecho alto evitando el encogimiento de hombros.

Llegada la hora de hacer fondos en paralelas, un ejercicio bastante más exigente, es normal que nos cueste nuestro esfuerzo, que nos tambaleemos en la bajada y la subida y que a penas podamos realizar los movimientos con una mediana agilidad. Sin embargo, si persistimos, veremos como nuestros problemas se van mucho más rápido de lo que pensamos.
Como consideraciones, debemos tener muy en cuenta que el torso debe ir ligeramente inclinado hacia adelante, intentando mantener alineados los hombros. Los codos permanecerán justo encima de las muñecas para evitar lesiones de las mismas.
Variando el ángulo del torso, conseguiremos diferentes grados de incidencia en los músculos más implicados en la realización del ejercicio (primordialmente, tríceps y pecho).

 

Los fondos en barra recta son una de las modalidades más exigentes y difíciles de realizar, pero, como en cualquier ejercicio, con fuerza de voluntad e intento tras intento, conseguiremos en pocas semanas un dominio completo.

Una variante, algo más dura – en especial para los hombros – son los fondos coreanos, que consiste en realizar una bajada en barra recta pero situada a nuestra espalda.

Como veis, son muchas las variantes con las que podemos trabajar el pectoral y todas requieren de lo mismo: esfuerzo, sacrificio e intentarlo una y otra vez, da igual cuantas veces fallemos.





Deja tu comentario!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Adelgazar Kilos